jueves, 8 de junio de 2017

LA PESADILLA DE UN HÉROE Y SU FAMILIA


No tengo palabras para explicarles la tristeza que me produce la muerte de IGNACIO ECHEVERRÍA. Y este post pretende ser, además de un homenaje a él, un homenaje a su familia. Porque lo que ha pasado esa familia es un infierno. Muchas veces los españoles nos tiramos por los suelos, pero recuerdo la eficiencia que tuvieron nuestras fuerzas del orden y los cuerpos médicos en la masacre de Atocha. En unas pocas horas, muchísimos cadáveres fueron identificados y autopsiados. Y a sus familias se les comunicó la terrible noticia. Sin embargo, lo que el Gobierno Inglés le ha hecho a la familia de Ignacio ha sido espantoso. Mañana podrán ver el cadáver del chico a través de un cristal y se supone que se le practicará la autopsia, aunque este detalle tampoco está confirmado al 100%. Y tampoco se sabe cuando la familia podrá repatriar el cuerpo de Ignacio y darle la despedida que quieren. En medio de todo esto, dos hermanos que, en lugar de quejarse, lo único que hacen es agradecer a la gente como se ha volcado y han llegado a decir que gracias a los españoles, algo que es terrible se está convirtiendo en algo muy bonito. Me quito el sobrero, de verdad. Solo sigo pensando que su familia se merecía algo más que este trato inhumano por parte de los ingleses. Se merecían más, se merecían todo teniendo en cuenta que gracias a Ignacio, lo mismo hoy hay varias personas que pueden contarlo...

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Yo también me siento triste por la muerte de este chico valiente y también me parece lamentable la actuación de las autoridades británicas.Me sumo a tu homenaje.DEP

Silvia fedriani ledesma dijo...

Como española que vive en Londres puedo decir que me ha tocado bastante la fibra todo el caso de Ignacio Echevarria, me da mucha pena como ha transcurrido todo.
Muchas veces nos quejamos de que España es un país de pandereta (que no digo que no lo sea para muchas cuestiones), pero tenemos unos policías, fuerzas especiales y médicos que de verdad no nos lo creemos. Ojalá y nunca se repitan situaciones como estas en ningún sitio y ojalá gente con valores tan nobles como los de este chaval sean los que brillen y no gentuza(por denominarlos de alguna forma educada).

Anónimo dijo...

Tal vez detrás de la tardanza haya algo más, q espero q la autopsia revele...X supuesto q no hay derecho y me sumo tb a tu homenaje...D.E.P.

Anónimo dijo...

100% de acuerdo con tu comentario.
Pero me parece triste que se reconozca solo la heroicidad del pobre chico, que sí, que murió defendiendo a otra persona, pero nadie habla del muchacho gallego que forcejeó con los terroristas y consiguió cerrar el bar en el que trabajaba y proteger a un montón de gente que había dentro.
Parece que si no mueres no eres un héroe, no tiene importancia lo que has hecho. Y para mí, ese otro chico salvó potencialmente la vida de la gente que tenía en el local, también deberían reconocerle su valentía.

Anónimo dijo...

Viendo como actúa esta familia se entiende la actitud de el hermano, están bien educados

Anónimo dijo...

Admiro lo q ha hecho ese chico gallego...y me alegro que, después de arriesgar su vida para salvar la de muchas personas, haya salido ileso, la única diferencia es que Ignacio no tuvo la misma suerte...