domingo, 19 de febrero de 2017

LA HOMOFOBIA EN DIRECTO


Estoy avergonzado, abochornado y por supuesto indignado con lo que acabo de presenciar en el Debate de GRAN HERMANO VIP hace sólo unos minutos. Aída Nizar le contesta a Sandra Barneda que no pasa nada porque un concursante le llame MARICA a Aless Gibaja porque es lo mismo que si a ella se le llama "heterosexual". Vergonzoso que una cadena que presume de un programa que hace falta como PROYECTO BULLYING permita que esto suceda. Hay demasiados adolescentes gays sufriendo acoso por su condición como para que esta persona diga que llamarle a alguien MARICA no es un insulto. Y esto no deberia pasar desapercibido. Basta ya.
#StopHomofobia

4 comentarios:

vera ver dijo...

Estoy de acuerdo contigo, pero el bullying es algo que está afectando tanto a niñ@s homosexuales, como a heteros.
El problema es que se le de voz a personajes gentuzillos como la pájara ésta, la televisión es una proyección de la sociedad y si un crío enciende la tele y ve un Sherk de este tipo, vociferando lo que para ella es ley( del talion, claro está), pues lo toma como ejemplo, así de simple.
Existen cosas y casos que si son censurables y como profesionales del medio audiovisual, no deberíais ni mencionarla

Margarita Serrano Alvarez dijo...

si es queeste ser demoniaco es odioso, pero la culpa la tiene la cadena, que contrad de que haya audiencia vale todo,y no siempre es así.de alguien malvado solo puede salir malvalidades-

Popo Noel dijo...

Cero dramas nene..
No hay para tanto..
Aida da asco desde el minuto cero..
Pero ¿homofobia llamar marica?
Hola siglo 21..
Las palabras tienen la fuerza y la descqlificacion que les queremos dar..
Don't worry be marica..

Anónimo dijo...

NO voy a defender a Aída Nízar porque la pobre es una psicótica con delirios de grandeza y Dios le habla. Está muy malita de la cabeza y no distingue ya el bien del mal. De hecho, lo invierte la mayoría de las ocasiones. No obstante, una parte de su cerebro pudo argumentar su torpe comentario: Lo que siguió tras el improperio fue algo así como "qué más da llamar marica a alguien, es como si a mí me llaman heterosexual, pues ¿y qué? No importa, somos todos iguales". Fin de la cita. Sandra Barneda cortó el debate abierto de un plumazo (emoticono de guiño). Con su argumento estoy de acuerdo, creo que sabe usar las palabras, eso sí, la mala baba que acompañaba el resto de sus acciones e intervenciones, no es justificable. En el fondo es homófoba y le llama "enfermito", aunque se disculpe. Aless Gibaja tampoco estuvo nada acertado en su ataque Tenalady, pero bueno, bajo presión, toda marica es mala.Igual que Alejandro... que mantiene la corrección para afuera salvo si le crispan, pero si habla para sí mismo, es justificable insultar. Curiosas la neurosis humanas que surgen bajo presión. La presión mediática de sostener egos supervivientes. Cuánto amor les falta a todos.