martes, 8 de noviembre de 2016

LO QUE NADIE SE ESPERABA DE "GRAN HERMANO"


Esta edición de GRAN HERMANO está siendo una hemorragia de audiencia. Un casting pésimo, unas tramas que no enganchan, un cambio de prsentador que ha descolocado a los fans más acérrimos del programa, una ausencia de contenidos en el resto de programas de la cadena (casi no existe ni en AR ni en Sálvame) han conseguido que la audiencia elija otras cosas. El pasado domingo, sin ir más lejos, el estreno de MASTERCHEF CELEBRITY le arrasó como una apisonadora casi dos millones de espectadores más.

Y GH tiene que hacer lo que sea para que esto funcione. Por eso esta semana, para terminar de liarla, entra un nuevo concursante en la casa a estas alturas del concurso en la que ya casi todo está decidido tras la expulsión de Bárbara, la villana de esta edición. Y, o meten a alguien que estratégicamente dinamite la casa (de buena manera) o esto no va a ningún sitio y suena más a medida desesperada que otra cosa. ¿Y ustedes qué opinan?