lunes, 10 de octubre de 2016

REVISTA HOLA: LA BODA DE PAQUIRRÍN Y LA CHICA DE LA FAMILIA INVISIBLE




Queridas amigas, ha llegado ese momento que nadie se creía que iba a llegar. Isabel Pantoja, Las gogós de discotecas low cost y un servidor de ustedes respiramos tranquilos. Hemos casado a PAQUIRRÍN  (también conocido en el mundo DJ como David Jeta). Y para ello, la revista más exquisita, más top, y más irreal de todo publica hoy lunes su número con la exclusiva por la que se podría haber pagado lo que cuesta un piso de dos habitaciones con su trastero y todo en una buena zona de Madrid.  Mi kiosquera, a la que he comprado la revista a las siete y cuarto de la mañana, estaba medio dormida y me la ha vendido diciéndome que” se ha debido casar Torrente con una modelo de lencería de los programas de José Luis Moreno”.  Y yo, en un alarde de periodismo analítico les voy a hacer un repaso “página a página” que tiene mucho más sentido si ustedes se compran la revista y la ven al mismo tiempo que me leen. Porque yo quiero que ustedes se compren el HOLA para que nunca cierre y porque ustedes no me quieren comentando el Diez Minutos. Las cosas como son. Eso sí, antes de todo me veo obligado a hacerles un…



AVISO IMPORTANTE

En esta exclusiva no van a encontrar:

-Una foto de Isabel Pantoja con los hijos de Paquirri.

-Una foto de Isabel Pantoja con su hija, de profesión ex bloguera de éxito en Parla.

-Una foto de Isabel Pantoja a menos de 200 metros de Raquel Bollo y Luis Rollán.

-Una foto del tío Agustín, el inmortal intérprete de “Amores Normales”.

-Invitadas bien vestidas (excepto dos).



Vamos al lío, que ustedes lo están deseando y yo más.



Página 1: ¿Ponemos una foto de los novios? Pues no. La novia es de atrezzo y por lo tanto ponemos una foto de Paquirrín con la que podría ser su madre. Digo esto porque Isabel Pantoja está tan tiesa, recta e inexpresiva en las fotos que no estamos seguros si a la boda fue ella o su figura en el Museo de Cera de Madrid. 


Página 2: A Paquirrín le ayuda a vestirse (él sólo no puede) un señor con cara de mayordomo asesino o de bibliotecario fogoso. No sé. Mientras se vestía, Paquirrín dice que “hemos disfrutado, reído y llorado”. Y eso solo al vestirse. Imagínenselo desnudándose. Paquirrín, una hemorragia de sentimientos. 


Página 3: La novia sigue sin salir. Paquirrín y su madre posan chocando nariz con nariz en lo que pasará ya a la historia como “el beso esquimal más flamenco del año”.


Páginas 4 y 5: ¡La novia! Ella, sencilla y en un eco alarde, ha decidido colgar su vestido de novia…¡en un árbol! Observamos detalles de los pendientes, los zapatos y de un tatuaje de ella en el brazo. Como lo oyen, el HOLA enseñando un tatuaje. 


Páginas 6 y 7: La novia ya vestida. Y hay que decir que va mona. También hay que decir que al lado de Paquirrín podría haber ido despeinada y en delantal con un sujetador color carne y oliendo a cazalla y nos hubiera seguido pareciendo elegante. Pero no, realmente está guapa. Paquirrín debe estar pellizcándose el perineo de la ilusión.


Página 8: A Paquirrín le llega su hijo de Londres. A la novia una señora con mechas camuflada detrás de una kentia le estira la cola del vestido. 


Páginas 9 y 10: Chabelita ve pasar a su madre y su hermano y SE DESCOJONA VIVA (la foto es oro puro). Isabel Pantoja lleva a su hijo al altar y comprobamos que de espalda tiene tipazo. Debería haber sido “Miss Alcalá de Guadaíra”. Ella lo merecía.


Páginas 11 y 12: Isabel dice algo al oído a la novia. Probablemente sea algo así como “Por favor, no le pidas que cante”. Los novios se encuentran en el altar. Anabel Pantoja luce un escote tan pronunciado que podemos verle hasta la goma del tanga. Finísima. Raquel Bollo y su hija posan con cara de que tienen frío y nadie les da un consomé, que es una cosa muy de bodas.


Páginas 13 y 14: Chabelita llora. La novia llora. Paquirrín llora. Paquirrín se abraza a un manojo de extensiones rubias que podría ser su hermana. Isabel Pantoja permanece impertérrita, con esa cara que se te queda cuando alguien con un hacha te pregunta en un descampado ¿Voy bien para el tanatorio por aquí?.  


Páginas 15 y 16: Se ponen los anillos. Se abrazan. Alguien canta. Para nuestra decepción no es Juan Peña. Al fondo, dos pelirrojas con escote. Una abraza un violín. La otra un violonchelo. Madre del amor hermoso.


Páginas 17 y 18: La novia sigue llorando (habértelo pensado, guapa). Los hijos de Paquirrí ríen ajenos al terror absoluta que planea sobre sus cabezas. Efectivamente, en la siguiente página Paquirrín agarra un micrófono y le canta a su mujer. Sorprendentemente no vemos a invitadas intentando arrancarse las orejas y/o vomitando en un centro floral.


Página 19: Las tetas de Anabel Pantoja abrazan a su primo. Raquel Bollo llora. La hija sigue con cara de frío. Y Juan Peña no aparece.


Páginas 20 y 21: Ya se han casado. Los hijos de Carmina le felicitan con cara de “no me lo creo”. Yo tampoco. Pero está pasando.


Páginas 22 y 23: Isabel Pantoja y los novios. Y de repente siento pena por la novia, que debe ser huérfana. Han pasado 23 páginas y no ha aparecido nadie de su familia. Menudo papelón.


Páginas 24 y 25: Los novios y los hermanos del novio. Y la mujer de Fran Rivera, que es diseñadora y lleva un vestido mágico que se ha hecho a oscuras ella sola. Digo mágico porque ha conseguido que Punto Roma a su lado parezca Christian Dior. Es, sin duda, el último grito en moda. Porque es para gritar, desde luego.


Páginas 26 y 27. El novio besa a la novia ¿en la frente? En la foto destaca por encima de todo la CORBATA ROJA de Paquirrín que fuentes malignas cuentan que es un apoyo encubierto a Pedro Sánchez del PSOE. Nada más socialista que una corbata roja. Como se enteren las del HOLA, especialistas en gaviotas, les va a dar un síncope.


Páginas 28 y 29: Que no quieres arroz, pues toma dos tazas. El vestido de la mujer de Fran Rivera (que va con muletas) en todo su esplendor. Esto empieza a parecer una película de Tim Burton. Y no hay ni familiares de la novia, ni rastro de Juan Peña y lo que es peor...acabo de caer en la cuenta de que no han invitado a Las Campos.


Páginas 30 y 31: La familia de la novia sigue sin aparecer, pero salen otra vez Raquel Bollo y sus hijos y descubrimos que han invitado a Raúl Sender a la boda. Sí, para caerse de espaldas en la bañera.


Páginas 32 y 33: Tamara Gorro se ha disfrazado de Jessica Rabbit de Alpedrete. Arancha de Benito lleva una cortina de ducha fucsia que no le realza ni los tobillos. Falete va vestido de gran dama de la Copla con un vestido rojo semáforo y posa con Luis Rollán y su marido. Y Raquel Bollo otra vez. Chabelita lleva un top transparente con las tetas tapadas con lentejuelas negras y sonríe con cara de querer pedir una orden de alejamiento. A su lado, el actor secundario Bob que hace de su novio en las fotos.



A continuación una serie de páginas con el menú de la boda, unas chapas que han regalado con las caras de los novios, detalles de las lámparas de la boda, unas bolsas low cost que han regalado a los invitados, la tarta de la boda (sospechosamente parecida a una de Mercadona Online) y Eva González que llega tarde y se convierte en la única invitada bien vestida al margen de Isabel Pantoja, a la que ya han venido a recoger los empleados del Museo de Cera porque no vuelve a salir en las fotos. Para mi pasmo, en una de las páginas, en una esquina y en una foto muy pequeña aparece la novia abrazada por "sus cuatro hermanos". Es decir, la chica no está sola en el mundo y yo me quedo más tranquilo. Y de ahí saltamos a las…



Páginas 44 y 45: ¿Qué no hay invitados de primera línea? Se equivocan, so mal pensadas. Al margen de (de nuevo) las tetas de Anabel Pantoja también han asistido (agárrense) Andy y Lucas (Toma ya) y Rafa Mora, al que el  HOLA tiene el atrevimiento de llamar “colaborador televisivo”. Es decir, el HOLA acaba de poner a la misma altura de Rafa Mora a Bibiana Fernández, Eduardo Inda o Pilar Rahola. Realmente, siento terror ahora mismo. Y ustedes también. La frase "Rafa Mora sale en el HOLA" es el principio de la destrucción de la civilización occidental tal y como la conocemos. Por cierto, me sorprende comprobar que la única persona en la boda con las tetas más grandes que Anabel Pantoja es… Rafa Mora. 


Páginas 46 y 47: Los novios sonríen felices y abren el baile a los compases de “Vive tu vida conmigo” el nuevo despropósito single de Paquirrín. Que ella sonría escuchando esto le pone a la altura de Meryl Streep en cuestión de interpretación arriesgada. 


Página 48: ¡Merde! El HOLA nos rompe el corazón y nos muestra una foto de los esposos avisándonos de que tendremos que esperar al próximo número para ver el segundo traje de la novia y (esto suena a amenaza) “nuevos trajes de las invitadas”. Como lo oyen. Yo también estoy entre el hipo, el susto y la carcajada floja.



Pues nada, que espero que les haya espantado gustado tanto como a mí y termino con un:



AVISO GENERAL A LA POBLACIÓN ESPAÑOLA

Gracias a la investigación de alto impacto de mi amigo Gustavo, estoy en condiciones de confirmarles que Juan Peña no ha sido secuestrado ni ha desaparecido misteriosamente. Se pone en mi conocimiento que el mítico cantante estará hoy cantando para una empresa distribuidora de bebidas en una caseta que se llama CIEN X CIEN en la Feria de Jaén. Santa Virgen del Abrigo de Pana.



Les espero de nuevo cuando al HOLA le dé por sacar la segunda parte de la boda terror del año.

Les quiero más que bigote al inventor del cardado masculino y les sigo recomendando que no se pierdan UN BAILE DE MUERTE, mi nueva novela donde no salen diosas de la copla pero sin embargo aparece una mujer con un trabajo serio que cada vez que le da un ataque de ansiedad se pone a hacer la croqueta en el suelo con resultados sorprendentes….