miércoles, 20 de enero de 2021

REVISTA HOLA: PANDEMIAS, NEVADAS, BERTÍN

 


Tienen ustedes derecho a poner el grito en el cielo.

No es que tenga esto abandonadísimo, es que entre pandemias, nevadas del siglo y desastres varios, no me da la vida. También les tengo que contar que esa trabajadora infatigable que es mi kiosquera, en cuanto cayeron 4 copos de nieve, decidió cerrar el kiosco (mi seguridad es lo primero) y quedarse en casa poniéndose morada a telenovelas turcas. Ella es así y no la vamos a cambiar.

Total, que he vuelto para contarles el primer desastre del año porque otra cosa no, pero el HOLA, su revista de ciencia ficción favorita viene cargada de desastres y claro, yo estoy aquí para contárselo.

Vamos al lío que tenemos tema.

 

El casoplón de la semana es de una que se llama VALERIE y por lo visto es la reina de los diamantes, aunque podría ser también perfectamente la reina de la mala hostia porque sale en las fotos con un rictus que no me explico. Valerie, mujer, que estás forrada hasta las trancas y te puedes dejar los grifos de casa abiertos en plan capricho… un poco más de alegría, cariño. La casa está bien porque Valerie tiene amigos variados y no es plan de ponerte minimalista y que tus amigas ricas de toda la vida piensen que están enferma. Así que ella ha conseguido una maestría en mezclar el marco dorado con el cojín beige, que otro día hablaremos de esa otra pandemia que es el color beige. Valerie, que es una persona super normal nos dice que ella de pequeña no jugaba con muñecas porque jugaba con diamantes, por los que ha desarrollado un amor que es un locurón. Todo esto lo dice mientras posa sentada con unos tacones de órdago y cara de oler mierda en la punta de un palo, que para es francesa y ella puede. ¿El marido? Pues un complemento más en la casa con un poco de pinta de peluquero de señoras de barrio bien y una sonrisa más floja que las abdominales de Pablo Iglesias. Ah, para demostrar al mundo que más normal que ella no se puede ser, Valerie se ha puesto en el dormitorio una bañera del tamaño de una piscina olímpica. Bien.

 

SARAH FERGUSON, que es una pelirroja que le gusta un cubata más que a un tonto un lápiz y que estuvo casada con un príncipe inglés al que el FBI busca ahora para que declare por un asuntito de zumbarse menores de edad, resulta que ha sacado una novela que todo el mundo sabe que no ha escrito ella y en la que homenajea a una tataratía. Ha sido ver el reportaje y entender que se bebe hasta el agua de los floreros.

 

LAPO ELKANN, el único multimillonario con nombre de escupitajo, se ha comprometido con una piloto portuguesa y eso nos tranquiliza muchísimo, porque Lapo tenía la costumbre de ponerse de cocaína hasta las raíces y puntas y además le flipaban las orgías con meretrices transexuales. Esto, claro, no lo cuenta el HOLA. En la revista es un señor que ha rehecho su vida y ha encontrado la paz. Precioso, oigan.

 

MARÍA POMBO es así como la Terelu Campos del mundo influencer. Siempre en primera línea de la actualidad, pero no por las razones correctas. La pobre mujer ya sufrió una patada en la boca enorme cuando el HOLA le apartó de la portada (se casaba) para poner la boda de Belén Esteban. Imagínense los gritos de este manojo de mechas rubias siendo desplazada por la de Vallecas. Me ahogo de pensarlo. Pues bien, María ha tenido un hijo con su novio, que es simpatizante de VOX y van a manifestaciones y lo cuentan en sus stories y yo, como buena persona, les deseo que ese hijo crezca sano y fuerte y ya de paso, que el chiquillo les salga homosexual y comunista porque esto nos garantiza unas portadas con contenido en plan María contando destrozada que su hijo se viste en Humana o que se va a casar con un culturista angoleño que trabaja en una ONG.

 

IÑAKI URDANGARÍN, el delincuente condenado por costas malas, está muy contento porque ahora resulta que va a ir a un centro de reinserción social y ya solo va a ir a la cárcel a dormir. Mientras tanto su suegro sigue escapado en una dictadura árabe y la Reina Sofía debe estar montando un dispositivo homicida para asesinar a Pilar Eyre, que ha escrito un libro donde poco menos dice que la Reina tiene cuernos rojos y rabo y que le llaman Satán en la intimidad. Menudo salseo.

 


Luego sale una que se llama Candela y que es hija de un cantautor de izquierdas (verídico) que posa entre sorprendida y pasada de botox contra una pared para contar lo importante que es la maternidad. A la niña le ha llamado Mérida porque Badajoz o Almendralejo quedaban menos fino.

 

BERTÍN SE HE SEPARADO y ha mandado un comunicado a Emma García que ha contado con esa boca llena de dientes que la cosa ha sido porque Bertín tiene un carácter muy suyo. También dice que esta todo muy bien y que se quieren con locura. Claro Bertín, por eso te has separado, porque sois mejores amigos y os amaís con la fuerza de los mares y el ímpetu del viento. Yo me quedo triste porque con mucho más tiempo libre, Bertín va a tener más tiempo para hacer esos programas de televisión y (lo peor) para seguir grabando discos de rancheras, que con la pandemia y los desastres naturales, no sé qué coño hemos hecho para merecernos otro disco de Bertín. Les recuerdo que el último se llamaba “Yo debí enamorarme de tu madre” para que hagan idea del desastre que se nos viene encima. Ojo que tampoco me preocupo mucho porque Bertín es un hombre CAMPECHANO, como Juan Carlos o José Manuel Soto y seguro que le va de maravilla, que además ha debutado como modelo de una marca exclusiva para fachas rancios maduritos sexys.

 

Y ya nos vamos a los HOLICONSEJOS que se resumen básicamente en esto:

-Ponte un visón de morirte. No porque haga un frio escandaloso, es más para hundir a tus vecinas y que ellas vean que tú manejas y ellas no. Si eres Carmen Borrego no te lo pongas, que desde la distancia podrían confundirte con un escarabajo pelotero gigante.,

-Tambien hay que ir protegida y la mascarilla del momento tiene que ser negra y lisa y a juego con gafas de sol completamente negras, que el Covid no entra por los ojos pero ustedes se ahorran el ver a gente mal vestida.

-Y como remate, pues TODO AL BEIGE. ¿El look? Imagínense que se ponen un miércoles por la tarde ciegas a tequila, cocaína y pastillas de las de Chimo Bayo y deciden protagonizar una nueva versión de Memorias de Africa. Ese es el rollo, amigas. La escopeta no es necesaria.

 

Así terminamos.

Por cierto, que el próximo lunes estrenamos en Instagram la nueva temporada de directos de MAESTROS DE LA COSTURA y eso, que si me quieren ver en directo haciendo el pavo y charlando con gente interesante, no tienen más que seguirme en Insta.

Besos.

 

WWW.CLINICAGOLDEN.COM

 

 

miércoles, 30 de diciembre de 2020

REVISTA HOLA: VETE YA 2020

 


Este es el último repaso del año. Y miren, es que on tengo muchas ganas de hablar de las fabulosas Navidades de Chabeli y cosas así. Quiero aprovechar este espacio que miles de ustedes siguen cada miércoles, simplementes para darles las gracias.

 

Ha sido un año horroroso (y no lo digo sólo por el flequillo de mi kiosquera, que también) y ustedes han estado aquí, puntuales cada miércoles, dispuestos a reír, incluso en momentos angustiosos. Y eso no está pagado. Por eso les doy las gracias, porque en días en que lo veía todo muy nublado, seguía yendo al kiosco por ustedes, que al final, son mi motivación para escribir esta idiotez semanal. 

 

Yo, que soy estúpidamente optimista, me he sentido acompañado por ustedes. Cada vez que alguien de ustedes escribía un comentario en mi muro de Facebook contando que se había reído muchísimo, pues me hacían sentir que, en medio de la tormenta, esto seguía mereciendo la pena. Ha habido momentos que tenía tantas ganas de escribir esto como de darme con un taladro percutor en los testículos, pero llegué a pensar que algo tenía yo que ofrecer en este desastre. Y como no soy médico, ni cajero de supermercado, decidí ofrecerles algo que me sobra: tontuna.

 

Por eso este último repaso es para ustedes, porque aprecio cada vez que han compartido esta columna en sus redes sociales, cada story en Instagram, cada mensaje en Facebook. Gracias por acompañarme, por leerme, por ser cómplices de este humor que yo no sé cómo no estoy medicado a estas alturas. Gracias por el cariño. Ha sido un verdadero honor estar a vuestro lado este año, porque cuando más se demuestra el cariño y un montón de cosas más, es cuando la vida se pone jodida. Y ustedes no me han dejado sólo ni un sólo día. 

 

Mañana, a las 18 h haré un directo en Instagram de 18 a 19 h de la tarde para despedir el año con ustedes. Y me encantaría que todos los que puedan entrasen en directo y así nos ponemos cara y les mando besos, y me emociono y lo haga falta.

 

Una vez más, GRACIAS.

miércoles, 23 de diciembre de 2020

REVISTA HOLA: DESENFOCADAS VIVAS

 


LA TREGUA.

Mi kiosquera y yo hemos decidido hacer una tregua estos días de Navidad porque:

-Bastante hemos tenido con este año de mierda como para encima estar a la gresca (yo)

-Bastante hemos tenido este año de mierda como para que te lance a los perros a que te arranquen una pierna a mordiscos que estoy sin seguro canino y la broma me puede salir cara (ella)

Total, que esta mañana todo ha sido paz y armonía al comprar la revista (me ha dicho hasta “muchas gracias”) hasta que ha llegado la mujer de ESE CONCEJAL y mi kiosquera, sacando medio cuerpo del kiosco, le ha bramado que a ver si no le da vergüenza esas luces kilométricas con la bandera de España que están por medio medio Madrid. La pobre señora, que acababa de salir de la peluquería con un moño muy de estas fechas, se ha agarrado al Telva como si fuera la última tabla del Titanic, aterrada perdida, mientras mi kiosquera seguía chillando diciendo que a ver si ahora en el portal de Belén estaba Santiago Abascal en pelotas envuelto con una bandera española. Algo así le ha dicho.

Yo he decidido salir por patas porque no era cuestión de terminar con el espíritu navideño por los suelos y llamando a los municipales.

Así que, bienvenidas todas al repaso navideño al HOLA, que esta semana tira la casa por la ventana y se han gastado el PIB de Mónaco en Photoshop a cascoporro. Pasen y lean.

 

El casoplón de la semana es de una actriz española que es famosa en Italia (pero aquí no) y que está liada con uno que se apellida BOVA. Esto debería explicarlo casi todo. Pero yo les tengo que contar ahora mismo lo tóxico que es el momento navidad. Porque la casa, que aunque tiene tanta piedra que parece el Valle de los Caídos, es mona… la han cagado con la decoración navideña. Me los imagino en plan buscando fotos del Cortylandia de Castellón y diciendo cosas como “agárrame el cubata que esto lo superamos”. Hasta encima de la cama han puesto una especie de roscón gótico iluminado, que ya me vas a contar como folla una persona normal con semejante aparto eléctrico encima. El reportaje se ilustra con fotos de ellos dos más forzadas que la faja de Carmen Borrego y ella diciendo que es muy clásica y que se quiere casar pero que él no se lo ha pedido. Con esas luces, yo tampoco se lo pediría.

 

QUEEN LETIZIA se ha ido a Honduras. En un primer momento, con lo deportista que es ella, he pensado que iba a participar en “Supervivientes” y estaba tanteando el terreno. Pero no. Por lo visto ha ido a visitar gente necesitada y el HOLA dice que ha sido muy cercana porque ha hablado con gente. Bien ¿eh?

 

¿Están buscando el perfecto regalo de Navidad para sus amigas? Pues miren, que es peor robar que pedir, y yo les pido que me apoyen un poco este año con mi nueva novela, que los escritores nos hemos quedado sin promoción, sin ferias del libro y esas cosas. Y además que reír adelgaza y (no nos vamos a engañar) nos viene de maravilla que hay que ver cómo nos estamos poniendo a polvorones.

Pueden encontrar ESTO TE PASA POR INFLUENCER en este link:

https://www.amazon.es/Esto-pasa-influencer-ESPASA-NARRATIVA/dp/8467057696/ref=tmm_pap_swatch_0?_encoding=UTF8&qid=&sr=

 


CHARLENE DE LO MÓNACO ha aparecido en un acto con niños con una mascarilla de lentejuelas y media cabeza rapada con Roci Hito. Yo le comprendo. Si yo estuviera casada con Alberto, llevaría hasta el hipotálamo tatuado y haría versiones tecno de Pablo Alborán. La pobre.

 

Un italiano que es famoso por hacer bailes en Instagram en un yate, tener hasta el pene tatuado y vestirse siempre con ropa tres tallas menores, sale en el HOLA porque ha tenido una hija con una modelo que se llama Sharon y que tiene 76 años menos que él. A la criatura le han llamado BLU JERUSALEMA, que es una canción de reggaetton y que es un poco como si yo tengo una hija y le llamo QUITATE EL TOP, que es un jitazo de Kiko Rivera. Lo mismo. Y a la niña, para recibirle como se merece, le han montado un dormitorio del tamaño del Palacio de los Deportes con un globo aerostático en el medio. Vamos, lo normal.

 

Sí, yo también he chillado con lo del concierto de Raphael y me he reído mucho con lo de “Por ir a ver cantar “Mi gran noche” tu abuela no va a llegar a lo de Pedroche”

 

PALOMA CUEVAS, que es esa mujer que ocho meses después de que su marido se líe con una rubia de instituto, ha decidido que lo mismo es buena idea separarse, sale en el HOLA porque se ha ido a México a promocionar una marca de vestidos de novia. Porque el mundo es lo que necesita. Porque México, que es uno de los países con más tasa de infección, lo que necesita es a Paloma con una mascarilla con perlas hablando de seda salvaje, de cuellos chimenea y de la importancia del matrimonio por la Iglesia. Miren, es que quiero beber Fairy.

 

VICTORIA DE MARICHALAR, la hermana de Froilán Discotecas se ha ido de fiesta por la noche con su novio dj. Aunque el HOLA no lo dice, ella se pasa la mascarilla por la tiara cada dos por tres y ahora le han implicado en una cosa chunga de pagar cabifys con una tarjeta maligna que le regalo su abuelo, que sigue escondido en una dictadura árabe y al que Letizia le manda fotos con un collar de ajos y una estaca por si decide volver. La familia, esa cosa tan bonita.

 

ISABEL Y TAMARA hacen un macro posado navideño. El nivel de Photoshop es tan espectacular que a Isabel le han difuminado hasta la falda. No es que le hayan puesto una media para que salga más mona, es que han puesto un calcetín de montaña delante de la cámara.

Luego salen las dos posando en la cocina de casa en bata y pijama y Tamara cuenta que está hasta las trancas de su novio porque la tiene “emocionada”. Tamara también dice que pasa mucho tiempo en la cocina porque la reforma ha quedado ideal pero que no ha cocinado nada.

Luego, en la página 59 hay un homenaje al cine de terror porque sale Tamara subida a una encimera, con tacones y hablando con una langosta muerta en la mano. Un poco como Hamlet pero con moldeado caro.

Isabel dice que cuando discute con su hija, que ahora es marquesa y no te imaginas tú lo que es llevarle la contraria a alguien con título, pues que resulta que ocupa ilegalmente la cama de Tamara y que de ahí no se mueve hasta que se ponen de acuerdo a carcajada perdida. Yo ya no se si están bebiendo champagne o Listerine, no les voy a engañar.

 

ESTHER DOÑA, ha salido a la calle vestida un poco como la versión travesti de D’Artagnan para decir que no se ha liado con nadie. Pues qué bien.

 

Una bailaora y un cirujano plástico han decorado toda su casa en beige. Quiero gritar. Ni una flamenca encima de la tele ni un poster de tres metros de Pamela Anderson. Yo es que no entiendo nada.

 

Luego salen varios diseñadores heterosexuales (jajajaja es bromi) posando con sus musas y sólo les tengo que decir que NACHO AGUAYO es el DILF del año, del siglo y de lo que haga falta. Estoy por encargarle una falda tubo o algo así. Porque, madre mía.

 

¿Y los HOLICONSEJOS para la cena de Nochebuena?

-Ponganselo todo. Mezclen plumas con lentejuelas, terciopelo, la plata con el dorado… todo así. Como una tienda vintage, pero sin el olor. Y por supuesto, sandalia sin medias, que nada hace más sexy a una lideresa como usted que una bronquitis.

 

Así terminamos el penúltimo repaso cafre del año.

Les deseo una Feliz Navidad y de verdad… a tomar por culo este año, que es que hasta a mí se me acaba el optimismo a veces.

Ahora en serio, cuídense mucho, que a ver qué narices hago yo sin ustedes.

Nos leemos la semana que viene en el último post del año.